Estacioneros piden no pagar el aumento salarial «solidario» de $4.000

Los estacioneros solicitaron al Ministerio de Trabajo la eximición del pago del incremento salarial “solidario” de 4.000 pesos previsto por decreto para los trabajadores privados.

A través de una carta enviada al ministro Claudio Moroni, la Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos y Afines de la República Argentina (Cecha) que preside Gabriel Bornoroni rechazó las declaraciones del sindicalista cegetista Carlos Acuña y recordaron la difícil situación que atraviesan las estaciones.

Acuña, secretario general del Foesgra y Soesgype, exigió esta semana el pago del bono y alertó que “el sector empresario no está colaborando para nada”.

En respuesta, Cecha elaboró una misiva donde recuerdan la caída de ventas, la suba sostenida de costos e impuestos, la dificultad para acceder a financiamiento por las altísimas tasas del mercado, los elevados aranceles en tarjetas de crédito y débito y los días de acreditación, muy superiores a los que acontecen en otros países de la región.

“Esta compleja situación repercute directamente en la rentabilidad del negocio y genera cada vez más la necesidad de ingresar crecientes aportes de capital de trabajo, al solo efecto de mantener la subsistencia del negocio”, remarcaron los estacioneros, en su mayoría pymes con tradición familiar.

Según comentaron en la entidad y aclararon en la nota que este viernes ingresó al Ministerio por mesa de entradas, en los últimos diez años los salarios del sector incrementaron 3.840%, mientras que la inflación fue del 1.702%, y los precios promedio de los combustibles se incrementaron 1.609%. “Palabras más no son necesarias, corroborar las estadísticas que resultan de público conocimiento, verificará lo que aquí se menciona”, le dijeron a Moroni.

En ese marco, aseguraron que el aumento establecido en el Decreto 14/2020 de Alberto Fernández “agrava” la situación de las estaciones. “Si bien entendemos el objetivo, también consideramos que hay EESS y son muchas, que no tienen espaldas para seguir asumiendo cada vez más erogaciones, máxime si la relación precio por volumen no revierte su vigente plena caída”, explicaron los directivos de Cecha.

El viernes pasado la cúpula de la Confederación se reunió con el jefe de Gabinete de Trabajo, Miguel De Virgiliis, para dialogar sobre estos temas. El pedido de eximir a los estaciones del pago del aumento salarial “solidario” ya quedó expuesto en otra nota entregada en mano al segundo de Moroni.

Para Cecha, es “primordial” encontrar un camino que “encauce” las pretensiones sindicales con las imposibilidades ciertas de las estaciones de servicio, para acordar un plan de acción “razonable, valedero social y económicamente”, que resulte posible para todas las partes involucradas.

La nueva carta tiene la adhesión de las 4.800 estaciones, reunidas en cámaras y federaciones como FECRA, AES y del GNC. La Federación que lidera Vicente Impieri recordó que las sumas fijas de $3.000 y $1.000 establecidas en el decreto coinciden con dos aumentos de 7% de enero y febrero de la paritaria 2019, que terminará siendo del 55%, dos puntos por encima de la inflación oficial. «Si pagamos todo (paritaria y decreto 14/20) los playeros tendrán un incremento salarial del 69,6%, es decir, 16,5% por encima de la inflación. Es inviable e imposible», aseguraron.

 

Noticias Relacionadas