Bravo impulsa que se capacite sobre la Ley Micaela a clubes e instituciones deportivas

La Ley Micaela obliga a todas las personas que trabajan en los tres poderes del Estado a recibir capacitaciones en temas de género y violencia contra las mujeres. La normativa tuvo una rápida adhesión de la provincia de Santa Fe, y ahora la legisladora venadense por el Frente de Todos Paola Bravo, está trabajando para que sea aplicada en las instituciones deportivas y clubes: “Creemos necesaria la capacitación si queremos una sociedad sin violencia, porque estas organizaciones son las que albergan a las y los jóvenes que además de la formación deportiva reciben la incorporación de valores”, describió la diputada.

En este marco, citó el caso de Macarena Sánchez que a través de su lucha junto a otras mujeres, logró la profesionalización del fútbol femenino, encontrándose hoy a cargo de la Dirección Nacional de Juventudes. De hecho participó una de las reuniones que celebró Bravo, junto a clubes de barrio del departamento Rosario.

“Creemos que aún falta mucho en los clubes de nuestra provincia, de hecho hay muchos que no tienen liga femenina de fútbol, y desigualdades en otras disciplinas, por eso queremos plantear este debate de que si queremos una sociedad libre de violencia, inclusiva, igualitaria, tenemos que comenzar por la capacitación a todo el plantel directivo y trabajadores de las entidades deportivas”, profundizó la legisladora.

En tren de avanzar con esta propuesta, Bravo mantuvo contactos virtuales con representantes de los clubes que funcionan en la provincia, divididos en tres sectores: el norte, el centro y el sur santafesino.
“La idea es trabajar con todos, pero llegar principalmente a los clubes de barrio, a los clubes más chicos, que a veces parecen olvidados”, apuntó la diputada venadense y adelantó que las capacitaciones estarán a cargo de la Secretaría de Estado de Igualdad y Género de la provincia, que ya tiene rango ministerial y en 2021 contará con presupuesto propio, parte del cual estará destinado a estos asesoramientos que alcanzarán a todos los clubes de la provincia.
«Si queremos vivir en la Argentina con la que soñaba Micaela García, de quien lleva el nombre esta ley, debemos empezar por asumir el compromiso de formarnos para construir una sociedad libre de violencias», enfatizó.

 

Noticias Relacionadas